"Nunca dudes que un grupo pequeño de ciudadanos comprometidos puedan ser capaces de cambiar al mundo, de hecho, ha sido lo único que lo ha cambiado."
(Margaret Mead)

sábado, 20 de agosto de 2011

Hijos tan Diferentes

Me imagine que al vivir todos los días juntos, la influencia sobre nuestros hijos iba a ser abrumadora y su personalidad sería condicionada por nuestra presencia. Tras cinco años nos han demostrado todo lo contrario, diría que el desengaño ha sido mayor de lo esperado.
Aunque no soy innatista si creo en la propia determinación y que esta solo puede ser retenida con un fuerte condicionamiento parando temporalmente lo que serán nuestros hijos en el futuro.
El principal problema estriba en que el conocimiento de uno mismo empieza por el descubrimiento del yo y si este es suplantado emergerá al menor cambio teniendo que reinventarse a una edad impropia donde la flexibilidad de nuestros primeros años ya no existe.
Nos encanta ver cuan diferentes son y cuanto caso se hacen a su interior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario